miércoles, 18 de febrero de 2015

SIGO VIVO

Oh, my god, ¡¡cuántas telarañas y polvo!! La verdad es que no me extraña, llevo sin pasarme por aquí demasiado tiempo. Es más, lo primero que he tenido que esquivar al abrir el blog es un estepicursor que para quienes no lo sepan (yo lo he buscado) es una planta de esas que va rodando en las películas del oeste.

Y es que no estoy nada motivado para escribir. No sé, no veo el momento de sentarme tranquilo y ponerme a contar cosas. Y no es porque no tenga nada que contar. Todo lo contrario. Cada día con las peques me da para varios post. Es más, los perfilo en mi cabeza y les pongo títulos chulos. Títulos que algún día desarrollaré como "Etoy agugada", "Conversaciones en el trono de un padre y su hija", "Las bicicletas son para el estrés" "Defcon uno", "Soy la mortadela del sándwich" etc.

Por los títulos entenderéis que son historias chulas, pero como he dicho, no encuentro el momento para escribirlos. La vida no me da para más. Los últimos post han estado dedicados a los Viernes Dando La Nota, pero también he dejado de participar. Y es que no veo justo escribir y no pasarme por los demás blogs que participan. Porque si no tengo tiempo para escribir, me falta también para leer y participar en la blogosfera activamente.

Y esa es otra razón de la falta de motivación. A veces lees otros blogs y piensas "¡Jo der! Que bien escribe la gente". Porque te habías planteado escribir sobre eso mismo o algo parecido pero claro, ya para que, si ha dicho lo mismo que querías decir tú, pero mucho mejor. Porque muchas veces (o por lo menos me pasa a mi) los post quedan mucho mejor cuando los piensas que luego cuando los escribes.

Pero también pasa al contrario. Lees un post que te parece "un poco flojo" y ves que tiene más comentarios que todos tus posts juntos. Y te das cuenta que por este mundo 2.0, como en la vida real, hay también una especie de corporativismo blogueril (si se me permite la expresión). Gente que ha alcanzado un estatus por aquí que hace que esté rodeado de palmeros que alaben todo lo que haga o (en nuestro caso) escriba.

Bueno, ciñámonos al asunto que nos ocupa y que me ha traído por aquí después de tanto tiempo. Sigo vivo aunque un poco desconectado del mundo bloguero. Espero, dentro de lo que pueda, estar un poco más activo, escribir, leeros...en definitiva, participar mucho más.


4 comentarios:

  1. Soy papá tróspido, es que no me deja usar mi cuenta de wordpress (cosas de las tecnologías). Y estoy muy muy de acuerdo con lo que dices. Sobretodo con lo de los palmeros y los 100 blogs diciendo lo mismo. Es más, una de las preguntas que te hacía en el cuestionario era más o menos esa: ¿No crees que hay demasiados blogs iguales?

    Ánimo, y algunos te seguimos leyendo, como buenos palmeros que somos :p

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, eres uno de mis palmeros favoritos.

      Eliminar
  2. Ay querido, ni te estreses que todos pasamos por eso, hasta varias veces al año en mi caso.
    Si que te diré, que si quieres escribir sobre algo, hazlo, aunque hayas visto otro post similar a lo que tu querías decir. Porque a lo mejor, yo no sigo a esa persona donde tu lo has leído....no se si me explico. No te coartes!!!
    Lamentablemente, eso que comentas de la gente con status, es así...los demás solo somos eternos aspirantes, pero....y lo majos que somos???
    Besos!!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, Lois, siempre tan atenta a mis posts. Muchas gracias. Tienes razón, no todos leemos lo mismo. O podemos contarlo de manera distinta y aportar algo nuevo.

      Eliminar